miércoles, 17 de noviembre de 2010

Un hombre espera en la intemperie

Habla Luis Eduardo Aute en su nuevo disco de la perdición que supone vivir a albur de la intemperie. Estuve escuchando sus nuevas canciones en el Teatro Nuevo Alcalá y disfruté reencontrándome con un autor que es referencia ineludible. En cierto modo siempre me acompañó, incluso antes de que nos conociéramos personalmente.

Recuerdo los viajes que hice siendo un niño escuchando el viejo casette en el que mi hermano Daniel había grabado de la radio el concierto “Entre amigos”, emitido íntegramente en directo en un tiempo en el que en las radios musicales aún había espacios para la calma y la reflexión. Recuerdo aquel primer mano a mano con Silvio, al que acudí con amigos, una noche mágica en Las Ventas que no olvidaré. En uno de mis conciertos en el café libertad estuvo Aute, y después escribió unas líneas para el cuaderno promocional de mi primer disco, me acompañó en mi primer gran concierto en un teatro de Madrid, y cantó conmigo una canción en aquel Principio de Incertidumbre. La última vez que compartimos escenario fue en Costa Rica. Y aún hoy no puedo creer que, después de tanto tiempo. pueda recibir el afecto y la atención de quien es uno de los autores de algunas de las canciones más hermosas escritas en castellano en los últimos tiempos. No tengo suficientes palabras de agradecimiento para él.

Pero hablaba antes de lo que es vivir en la intemperie. Hizo Aute referencia al presentar una de sus canciones a la ocupación marroquí del Sahara, al sufrimiento del pueblo saharaui y a la ineptitud de los sucesivos gobiernos españoles que, eludiendo su responsabilidad y desoyendo las legítimas aspiraciones del pueblo saharaui en lo que respecta a su soberanía, jamás hicieron nada por buscar soluciones sostenibles al conflicto. A los 35 años que en definitiva lleva viviendo en la intemperie el pueblo del Sahara.

Y todos aplaudimos. Porque la mayor parte de la sociedad civil comparte la indignación ante lo que ha ocurrido en El Aaiún, porque sabemos de nuestra responsabilidad como españoles en el conflicto, porque la dejadez por parte de los gobernantes es vergonzosa.

Y a la intemperie viven ante nuestra mirada impasible miles de refugiados, desplazados por guerras, por las ocupaciones o por el hambre; hombres y mujeres, luces errantes, que buscan manos que le salven del silencio. Y así la vida sigue dándonos dentelladas, mostrándonos el abismo peligroso entre nosotros y el futuro.

Aún quedan por suerte destellos de luz que iluminan la calle oscura, figuras recortándose contra el cielo naranja, señales inequívocas de que seguimos caminando, pues las siluetas se agrandan según avanzamos hasta convertirse en un abrazo.

Y llueve, y la lluvia nos moja por las calles de Pontevedra. Y una hermosa muchacha, sin paraguas, corre bajo la lluvia, y el pelo húmedo se le pega a la cara llena de pecas y sonríe cuando por fin resguardada bajo un techo se sacude las gotas y se despide de la ciudad de piedra. Pontevedra y Vigo también fueron generosas con nosotros. Mil gracias.

Y recuerdo los versos de un amigo, porque es mi amigo y porque celebro que le hayan dado el premio Loewe de poesía, porque se lo merece y porque sus versos son hermosos. Se llama Joaquín Pérez Azaustre y su poema Dice así:

“La lluvia sólo quiere que la escuches:

salir a acariciarla,

dejar que te moje el perfil rubio,

los tacones que ensalzan tu esbeltez;

dejarla sobre el peso de unas hojas,

del aire desenvuelto en su latencia

o en un acecho de agua.

Acepta un nuevo estado, sal afuera

por mucho que prefieras un paraguas.

Antes o después la lluvia nueva

hará que sí la escuches, que prefieras

salir de donde estás para mojarte.”

Y mientras llueve en Madrid, un hombre espera en el desierto.

37 comentarios:

Catalina dijo...

Gracias Ismael, siempre en el momento más acertado.

Zeru Gorriak dijo...

Creo como tú, que muchos nos sumamos a esa indignación con lo que pasa en Sáhara Occidental.

Es muy importante, que vosotros, a los que os escucha tanta gente, alceis la voz y la pluma y se haga pública esta y, tantas otras barbaridades de nuestro mundo. No se si sea posible que todas, pero si, al menos, algunas de las que han venido ocultándonos desde hace tanto tiempo. Porque la mayoría de los medios, mañana, cuando ya no sea novedad, no encontrarán noticia.

Por eso gracias, porque con tu voz y con tus letras, mueves algo en la gente, que puede o no, empujarlos a hacer algo, pero que hace de todos nosotros personas más conscientes, que no es poco. Gracias

CARMEN dijo...

El tema del sahara nos duele a los españoles. Marruecos les está aplastando sin piedad y nuestro gobierno que mira para otro lado, como siempre.
Me parece que el hombre que espera en el desierto tiene que estar ya desesperado de estar tantos años esperando una solución que no llega, y que parece que no va a llegar por el momento.
Solamente podemos salir a la calle y pedir una solución, aunque no nos hagan ningún caso.


Tienes que estar muy orgulloso de tener a Aute entre tus amigos, creo que es uno de los grandes cantautores de este país.

Gracias por compartir el precioso poema de Joaquín Perez Azaustre.

Un fuerte abrazo y mucha suerte en tus conciertos.

AlmaClara dijo...

Yo hoy solo quiero que tu abrazo me inocule la vacuna.Hoy mi día es todo tuyo, suele pasarme eso de elegir un día para recostarme y pensar en vos!Ya sabes aun te espero! Y tu me has dicho que nada era imposible :)

Maryan dijo...

Las horas de piedra
parecen cansarse
y el tiempo se peina
con gesto de amante.

Qué bonito escuchar a Aute, viendo llover y leyendo tus líneas para reflexionar sobre esa gran suerte que tenemos y no valoramos.

Aquí una fiel lectora, desde el corazón de la Mancha.

MARIA JESUS dijo...

Estos últimos días, como es natural, he pensado mucho en la cuestión del Sahara. En estos tiempos de crisis, vemos cómo las dificultades atacan más a quienes menos tienen, y cómo los conflictos se agudizan allí donde llevan un tiempo interminable: el Sahara, Haití, Palestina...(por nombrar algunos) porque a quienes menos tienen más se les quita, se les aplasta y sufren con mayor crueldad las catástrofes de todo tipo.
Supongo que no es fácil cambiar las cosas. Que los gobiernos no tienen tan fácil solucionar los problemas. Y que debemos ser los ciudadanos quienes empujemos a nuestros gobernantes a cambiar las cosas. Por eso nos unimos a tu voz y a los de otros que vais por delante y nos mostráis que se puede hacer algo.

Aute me ha acompañado muchas veces. Tengo guardados algunos vinilos suyos, antiguos ya cuando los compré hace muchos años, cuando era una adolescente, y un gran tesoro, una cinta de un trabajo suyo llamado Fuga, que, para mí es una auténtica joya, y que no es demasiado conocido.
Gracias por hablar de él, y de todo lo que nos cuentas.

Un boli Vic sin capuchón dijo...

Aute, yo lo recuerdo en un disco recopilatorio, y simpre me da por cantar aquella que tú versionaste "Mira que eres canalla"
Eres grande Ismael, mucho

arcoiris dijo...

Gracias, por tus palabras acertadas y por tu concierto en Pontevedra que disfrute, esa semana lo necesitaba de veras y tú iluminaste mi noche de viernes y me trajiste recuerdos de mi vida pasada en Madrid...simplemente GRACIAS :-)
Arcoiris

Edward dijo...

Saludos desde Costa Rica.
Tengo que confesar que ese concierto que mencionás al lado de Aute en marzo pasado en el Festival Internacional de las Artes fue inolvidable para mí; no solamente por la calidad de ambos sino porque esa noche conocí a la que creo es la mujer de mi vida.
Hay una larga lista de cosas por las cuales agradecer tus canciones pero esta siempre va a ser la primera de esas.

Gastón. dijo...

Muy buen poema, me gusta mucho la lluvia, creo a muchos les pasa eso.
Saludos a todos.

Carlos dijo...

Yo, alguna vez he estado en ese lugar que tantos problemas tiene, que parece olvidado. Poniendo un granito de arena -ya ves allí que tantos granos hay- para que las cosas sean algo mejor. Evidentemente no lo conseguí, allí deje recuerdos deseos y buenas intenciones.
Las instituciones no se atreven, los politicos no tienen coraje ni valor. Las cosas probablemente sigan igual. Quizás no, quizás poco a poco las modifiquemos, mientras tanto un hombre seguira esperando en el desierto

llueve rocío... dijo...

Preciosa entrada y precioso poema...

Un abrazo.

jaime dijo...

Sí, esos hombres esperan, siguen esperando, tal vez demasiado, y los gobiernos dormitan.

Gracias por las palabras y el poema.

Lauris dijo...

Yo te acompañe en Vigo igual que tantas otras veces en Madrid, Bilbao...que falta me hacía que me zarandearas la conciencia, está muy viva pero a veces parece que se duerme con mis rutinas, tú música es lo que consigue, que no se me enfríe la sangre...
Preciosa entrada y fuerza para el pueblo saharaui.
Gracias por tu música y tus palabras.

Caro (doyna) dijo...

"...basta ya de derrotas. El hombre del desierto esperó demasiado..."
Preciosas tus palabras. Gracias por compartir tan bello poema. Hasta pronto

Andrés Alcívar dijo...

Tus textos caen en los días como la lluvia en el rostro... gracias Ismael desde Ecuador...

Lala dijo...

"Yo preparo los sueños para la noche"...
El lunes hablando de tantas cosas, todas juntas por supuesto; entre las pinturas del taller, el engrudo casero y las risas cómplices, de repente una de las pequeñas dice: "Yo sueño despierta", me causó tanta ternura su honestidad que inmediatamente agregué: "Yo también" (porque lo hago). Y de repente V.(7 años) acota: "Yo preparo los sueños para la noche". Le pedí permiso para usar su frase, accedió y acá estoy frente a la compu transmitiendo el mensaje más optimista que me ha llegado en estos últimos tiempos.
Miramos los noticieros: hay guerra, hay violencia, matanzas, robos, asesinatos a sueldo, el paco nos invadió, los niños se mueren de hambre, las luchas económicas superaron la ficción, la imagen utópica de la delgadez nos hace perder de vista que es lo realmente valorable. Leemos los periódicos ídem. Internet otro tanto.
No quiero evadirme, jamás me sirvió aunque lo intenté varias veces por diversos medios y motivos.
Qué bello sería poder prepararnos y soñar que todo es posible, que todo lo bueno es posible, que cambiaron para bien las leyes, que los hombres elegimos hacer el amor y no la guerra, que volvemos al trueque y el papel moneda es sólo una forma de seguir socializando. No sé o mejor dicho, ya sé que creo en peces de colores todavía! y que mañana es muy probable que sea esclava de mis propias palabras cuando vaya al super y la guita no me alcance y baje a todos los santos del cielo y recuerde a los familiares más íntimos de todos los gobernantes, pero hoy quiero proponerme preparar mis sueños. Quien sabe, a lo mejor en otro lugar, en otro mundo, en otra galaxia, alguien se atreve y sueña lo mismo que yo. Mañana me despertaré con un aroma a dimensión desconocida, sonreiré cuando me mire al espejo culpable por no recordar todo, pero quién me quita lo bailado?!.
Dulces sueños.
Beso.
P.D.1 Un lujete chico tener de amigo a Luis Eduardo. Disfrutalo!
P.D.2 La lluvia de Pérez Azaústre ha sido escuchada.
P.D.3 Mañana encuentro coral, la música sigue siendo una de mis religiones.

Sangre dijo...

Que buen sabor de boca nos has dejado Ismael, Javier, Josemi, Fredy y Jacob :D Sois muy muy grandes...Precioso concierto...perfectas tus letras :)

Un fuerte abrazo compañero por estas tierras siempre serás bien recibido.

Deméter dijo...

Nuestras miradas estrelladas por venus se evoporan con mercurio, arrastrando tras de sí caducas ilusiones. Me descubrí, mas no son mis huellas tu destino. Me agrieto mientras la vida continúa y la realidad me recuerda mi suspenso en criptología y mi matrícula en ciencias del sueño. Ven desazón, destrúyelo todo, que no hay nada más lastimero que las brasas de lo que nunca existió.

Impasible vida que continúas, llévame a Ítaca, hazme olvidar esta mágica obsesión, a desconectar del ruido y de las prisas de esta ciudad, que me amparó en el desencuentro y me reveló cuán solitaria y subversiva fue mi búsqueda.

Y mientras la vida continúa, un grito de ¡tierra a la vista! me despierta, trayendo aromas de caña de azucar y ritmos al son revolucionario. Isla de resistencia, imprégname tu dignidad, tu caminar erguido,... y ni un paso atrás, que tu valía es mi esperanza y mi razón, para afirmar que efectivamente, otro mundo es posible.

Salud, compañerxs!

Deméter y su epitafio.

hada nocturna dijo...

El hombre que espera en el desierto empieza a ver, como inexorablemente se agotan los granos de su reloj de arena. Pero seguiremos caminando, con una sonrisa amiga en los labios, hacia un futuro mejor, una ayuda desesperada, un paso más para llegar a ellos. Porque aunque pueda parecerlo, no están solos.
Que grande, Aute.

mentxu dijo...

Gracias como siempre por tus palabras.... La verdad es que es una vergüenza lo que esta pasando con el Sahara Occidental.... nosotros siempre esperamos que se solucionen las cosas y que cada uno acepte las responsabilidades que les corresponda, pero creo que eso va a ser dificil.... Aunque la esperanza es lo que nos queda....
Que lujo tener a Aute de amigo y gracias por el poema de Joaquín Perez Azaustre, me ha encantado....
Besos, sonrisas y muchos abrazos....

unidalavida dijo...

Me gusta mucho este Ismael aguerrido y sensible denunciando con mucha fuerza estos atropellos.
Cuando tu comentas todas estas cosas y pones en evidencia la ineptitud y la falta de valores de los gobernantes, ese hombre que espera en el desierto, no está solo,su voz son nuestras voces y nuestros corazones están con él.
Lo creas o no tu eres muy importante, cada vez que te subes a un escenario y cantas, tu voz es la de ese hombre en el desierto. Estás contribuyendo para que esas maravillosas utopías sean un día realidad.
Muchas Gracias por todo.
Mi corazón está contigo.
Un abrazo grande desde el Uruguay
Silvia

Lucia_del_Mar dijo...

Besos y sonrisas desde Santiago de Chile.
Cuentas conmigo siempre, lo sabes.

Victoria Arévalo dijo...

Extrañaba tanto tus palabras, quiero decirte que realmente encuentro certezas detrás de lo que escribís, que me encuentro y me reflejo con tu forma de expresarte, que realmente sos un milagro hecho realidad...
Que mi fanatismo hacia vos es REALMENTE SENTIDO, que para todo te encuentro, que doy las gracias porque tu susurro llegó a mi habitación un día y pude conocerte.
GRACIAS ISMA GRACIAS

Sa Lluna llèpola. dijo...

Ayer fue diferente. Quizás sea yo, o puede que fueran las circunstancias, pero lo vi de otra manera.
Vi a un hombre cargado de ideas e historias por transmitir; sensible a lo que su público decía o cómo reaccionaba; con ganas de crear consciencia...
Como bien mostraste tu intención, querías que fuera un momento en el que pararse a pensar ya que quizás la velocidad de la vida nos haga creer que no tenemos tiempo para ello. Pero ayer hiciste que todos pensáramos en nosotros, y también en toda aquella gente que nos queda un poco más lejos pero la sentimos cerca.

Gracias por tres horas cargadas de reflexiones, sentimientos y buenos momentos.

Hasta la próxima.

Romano Porras Murillo dijo...

Yo no pude verte con Aute..
¡Lástima!

josé fernández dijo...

Les invito a un nuevo blog sobre medicina y derecho.
http://medicinavsderecho.blogspot.com
Un saludo

Joaquín Pérez Azaústre dijo...

Es un honor formar parte de un texto tan hermoso. Como tu amistad, hermano. ¡Un fortísimo abrazo!

Laura dijo...

Hola...... en este blog realmente el que escribes es Ismael?

Noelia dijo...

gracias como siempre por tus palabras...

mejor la vida simple dijo...

Escribo a pesar del eco de la noche, del cansancio de los sentimientos mecidos durante todo el día, durante toda la semana, durante todos estos años. Entro en la visión amarilla y arenosa que me acompaña desde que deje el desierto, la caricia ardiente por el día y helada por la noche, al contrario que el amor, y no por ello menos misteriosa, afectiva y dolorosa en determinadas circunstancias. Rezo al dios de los pobres, de las lágrimas, de los desplazados, de los enfermos, de los ignorados, de los niños, de los poetas anónimos, de las víctimas, de los basureros humanizados o de los abandonados en los vértices incómodos del mundo, solo creo en este dios, es el único real. No ha llovido desde hace días. De alguna manera, decía Aute, de alguna manera que yo todavía desconozco, se materializa ese olvido, tan necesario y justo algunas veces, y otras tan cobarde e indigno. Palpita el cursor sobre la última letra, y regreso al pequeño lugar en algún punto del pecho, en donde una luz incansable me recuerda que hay vida ahí dentro, y que mientras luzca, seguiré latiendo.

Suerte Ismael.

Laura dijo...

Bueno, me gustaria saber si aca escribe realmente el. Soy una gran admiradora, es un poeta de la vida, es un genio,

mar dijo...

Recuerdo cuando fuí al "Mano a Mano" de Silvio y Aute. Era el primer concierto de Silvio al que asistía. Mis amigas no compartían mis gustos musicales así que fuí con mi hermana, que al fin y al cabo fué la que me introdujo en este mundillo musical. Tb lo disfruté mucho, muchísimo. Recuerdo también las cintas grabadas de Serrat, Víctor Jara, Aute, Silvio (Eh!! Tb tengo muchas originales)todavía guardo alguna...hay que ver como pasa el tiempo, que de pronto son años...

Set Cel dijo...

Yo, en Costa Rica, testigo de esa maravillosa noche. Un escenario, un lago, Eduardo e Ismael. Cómo olvidarlo. Gracias de nuevo, que ya las había dado.

Irena de O dijo...

Ismael me alegro mucho por tu amigo, ultimamente me he mojado bastante- aunque soy de las que prefieren un paraguas jejje- me he mojado si, con llovizna suave, esa que te hace pensar con cada gota que te cae encima en lo que haz perdido, en lo que te hace falta y en todo lo que tienes o lo que te queda.
Como siempre un abrazo y que estés bien

Verde dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Verde dijo...

Entre sueños extraños,disparatados y lejanos me desperté Lunes rutina, cargado de lluvia, entre mis sabanas y leñagas no encontraba razon para mover el culo y plantarme en clase de gimnasia.
No encontraba razones, ni las encontré, solo rutina y más rutina, que es lo que me toca ahora hacer, aguantar a los dias que pasen, que se vayan, pero que vengan los siguientes cargados de brisas,madrugadas infinitas y playas perdidas... Unos dicen, que los años pasan volando, no lo niego, pero e de confesar que son mas lentos para aquel que ansia no el que vive, si no el proximo y los que vendran y yo vivo ya allí, en mi pisito de alquiler con mi dalmata dando vueltas sin parar y yo estaré sentada preguntandome donde estarás....

Algún dia de estos haré una lista con mis razones para levantarme de la cama cuando me suena el maldito despertador, por ahora me quedo con lo que ya tengo: un manjojo de sueños, miles de tardes inolvidables, infinitas risas por motivos absurdos y el pensar que estos dias pasaran, y dejaran turno a todos los demas. Paremos de pensar, pongamonos a volar...

thinkingreeen/blogspot.com

Desde badajoz, aqui se te recuerda